Izquierda y derecha, blanco y negro

Queridos lectores, Recientemente he recibido críticas de algunos comentaristas sobre la deriva de los artículos publicados en el blog hacia posiciones antisistema y anticapitalistas, abandonando el que debería ser su foco central, el de la mera discusión científica. No es casual esta deriva, motivada en parte en que yo no escribo la mayoría de esos […]

Queridos lectores,

Recientemente he recibido críticas de algunos comentaristas sobre la deriva de los artículos publicados en el blog hacia posiciones antisistema y anticapitalistas, abandonando el que debería ser su foco central, el de la mera discusión científica. No es casual esta deriva, motivada en parte en que yo no escribo la mayoría de esos posts más sociales (y los que yo escribo son más analíticos que doctrinarios). El hecho de abrir el blog a la participación de otras personas de las que están interesadas en la problemática del Oil Crash – el fin de una sociedad basada en el consumo de energía barata y abundante – hace que los temas deriven y que no todos los posts se concentren en los aspectos técnicos. Sin embargo, si se quiere sembrar la semilla de un debate, y que el blog no sea un mero monólogo por mi parte, es necesario este rumbo a veces errático, como lo es cualquier proceso de aprendizaje. Y es que la ciencia nos da (relativas) certezas sobre el comportamiento de la Naturaleza, pero el problema que tenemos que resolver, como acertadamente apuntó un comentarista del post anterior, es social. Cuestión sobre la cual yo no soy experto y en la que mi opinión está tan cualificada como la de cualquier otro; de ahí mi llamamiento al debate. 

Pasa, sin embargo, que muchos comentaristas encuentran impropio tal debate, y no sólo porque se aleja de la línea técnico-descriptiva, meramente inventarial, que caracteriza al blog, sino porque además las posiciones manifestadas son a menudo calificadas de ingenuas en el mejor de los casos o dogmáticas en el peor. En realidad tenemos un grave problema cuando no somos capaces de soñar, de concebir ideales, de tener claro a dónde querríamos ir si pudiéramos, y si descalificamos a quien hace tales propuestas como “ingenuo” o algo peor. Porque todo el mundo reconoce las dificultades prácticas de cualquier transición, pero como mínimo deberíamos saber qué es lo que queremos. Soñar la utopía no nos llevará allí, pero puede servir para avanzar hacia una situación mejor.

Otro problema que subyace tiene que ver con mi implicación política. En numerosas ocasiones me he negado a asumir un rol que no me corresponde pero que algunos lectores me reclaman. Y es que mi opinión puede merecer algo la pena en lo que a los aspectos técnicos se refiere, pero desde luego no en los aspectos opinables o ideológicos. Desde el principio he intentado ganar credibilidad sobre la base de una presentación lo más fría y analítica posible, justamente para evitar ser tachado de tener un sesgo ideológico. Y es que el problema del Peak Oil es sin duda un problema político en el sentido estricto de la palabra (puesto que afecta a los ciudadanos) pero no es ni debería ser un problema planteado desde las izquierdas o las derechas, puesto que es un problema transversal e inexorable que afecta a toda la sociedad. Desgraciadamente, la unidimensionalidad de la discusión política tradicional, con la oposición izquierda-derecha, hace muy difícil que sea aceptable que alguien como yo tome una posición imparcial, centrada en los hechos; es más, una posición como la mía se percibe como falsa, como impostada, como si uno quisiera ocultar alguna segunda intención. Por el contrario, mi posición me parece bastante coherente con la que a mi entender debería tener un servidor público, una persona que independientemente de sus intereses o los de grupos a él afines presenta las cosas tal y como son, para que sean los ciudadanos o sus representantes los que tomen las decisiones más oportunas con la información más completa y veraz disponible.

Recientemente he sido acusado en el blog de Marat de hacer de comparsa del grupo que se está organizando en torno al Colectivo Burbuja (bueno, Marat llega más lejos y en un exceso verbal me atribuye pertenecer al MCRC, que identifica con C/B). Yo he republicado los posts de The Oil Crash en la página del Colectivo Burbuja, gracias al interés expresado por mi amigo Juan Carlos Barba en que así lo hiciera; pero por lo demás no tengo ninguna afiliación a ese grupo, y probablemente disiento profundamente en la orientación política de muchos de sus miembros. Siempre he creído que eso no tenía importancia, puesto que mi actividad ha sido siempre la de la divulgación y cómo he comentado más arriba ésta ha de llegar a todo el mundo, y particularmente a la gente que tiene interés en la acción política: es por ello que he aceptado hacer varias charlas específicas para el sindicato Comisiones Obreras, para la Joventut Nacionalista de Catalunya (las nuevas generaciones del partido nacionalista Convergència Democràtica de Catalunya), para Iniciativa per Catalunya-Els Verds, para los nuevos movimientos que van surgiendo y, por supuesto, para el Colectivo Burbuja. Y lo único que lamento es que ni la FAES ni la Fundación Ideas se han mostrado interesadas en tal tipo de contribución, a la que accedería gustoso si alguna vez me la solicitasen.

Sin embargo, el incidente con Marat me ha hecho reflexionar sobre cuál debe ser mi acción en el futuro. Es obvio que España camina hacia tiempos muy turbulentos en lo político, con grandes cambios en el horizonte nada lejano. Y dada la transcendencia del momento y lo enconado que estarán de aquí no mucho las posiciones es importante que quien quiera aportar un punto de vista meramente factual como yo tome una cierta distancia, y que no sea percibido como una de las partes litigantes. Justamente, por la importancia del problema que quiero transmitir, por su carácter transversal.

La propuesta de Colectivo Burbuja está ya bastante madura, y no merece por tanto una atención más preferente por mi parte que la de cualquier otro grupo que quiera realizar una acción política. Éste es el último post que republicaré en su página, pero continuaré realizando actividades de divulgación para ellos cuando me lo soliciten. Como para cualquier otro grupo, en suma. 

Para acabar una última reflexión: Es triste que, delante de los graves problemas que tenemos que encarar como sociedad, no sepamos reaccionar y tendamos a luchar entre nosotros cuando en realidad el enemigo está afuera. Pero cuando los ejércitos se ponen en marcha los sabios se echan a un lado.

Salu2,
AMT


Una declaración de principios

Imagen de http://elkioscobloggero.wordpress.com Queridos lectores, Hace dos posts planteamos que el futuro está abierto y que no es necesario ir hacia el desastre (aunque parece que nos empeñamos en ir hacia allí). A continuación Juan Carlos planteó uno de los posibles destinos catastróficos a donde podríamos transitar si no le ponemos remedio. Este tercer post […]

Imagen de http://elkioscobloggero.wordpress.com

Queridos lectores,

Hace dos posts planteamos que el futuro está abierto y que no es necesario ir hacia el desastre (aunque parece que nos empeñamos en ir hacia allí). A continuación Juan Carlos planteó uno de los posibles destinos catastróficos a donde podríamos transitar si no le ponemos remedio. Este tercer post plantea una alternativa. No sé si la correcta, no sé si la mejor, no sé si posible. Simplemente, representa un esfuerzo de una comunidad por intentar responder al reto que actualmente tiene planteado, muy similar a los que tienen tantas otras, y en particular los españoles. Me la ha hecho llegar el Anónimo del Sur, y representa el trabajo de su comunidad. Vds. juzguen.

Salu2, 
AMT 

DECLARACIÓN DE PRINCIPIOS Y VALORES DEL MOVIMIENTO DEMOCRACIA DIRECTA
 
 
PREÁMBULO
 
 
REAFIRMANDO la necesidad de intervenir y cambiar el modelo social, político, cultural y económico imperante

CONSCIENTES que el único cambio legitimo del presente modelo es el que nace de las propuestas, inquietudes e intereses de las bases sociales que lo conforman.
 
PERSUADIDOS del legítimo derecho expresión y presión que tienen y deben ejercer las bases sociales, al igual que, en sentido contrario, la ejercen los sectores sociales privilegiados cuyos intereses están ligados al mantenimiento del sistema vigente.

CONVENCIDOS que es posible construir un mundo mas justo y solidario, donde los frutos del desarrollo social, político y económico lleguen a todos y todas las integrantes de la sociedad.

Luego, a fin de establecer una plataforma común de referentes ideológicos, necesaria para realizar el gran propósito de transformar el modelo social, político y económico que reclama la sociedad chilena, NOSOTROS HOMBRES Y MUJERES COMUNES Y CORRIENTES DEL ESTADO CHILENO, MANDANTES DE TODAS LA AUTORIDADES DE LA NACION, proponemos y aprobamos la siguiente:

DECLARACION DE PRINCIPIOS Y VALORES

DIGNIDAD HUMANA UNIVERSAL: El ser humano no es un QUÉ, sino un QUIEN, un ser único, dotado de inteligencia, voluntad, libertad y capacidad de amar. Condición que se manifiesta, ante los demás y el mundo, en el hecho que solo hombres y mujeres debe ser causa, efecto y consecuencia de toda acción humana.

RESPETO: Precisamente porque hombres y mujeres son lo mas digno ante si mismo y ante los demás, tienen la obligación y deber de respetar a los otros, como asimismo, esos otros, tienen la obligación y deber de respeto para con ellos. El mayor respeto, sin embargo, es el que profesamos a quienes no tienen la capacidad de defensa de su dignidad, como la tenemos hombres y mujeres libres y plenos… niños y ancianos deben ser especialmente protegidos contra cualquier ofensa, violación o menoscabo de su dignidad humana

LIBERTAD, SOLIDARIDAD: La libertad la estimamos como elemento inseparable de una condición humana digna y que se expresa en la posibilidad conciente y plena, no coaccionada ni coaccionante, de elegir la forma en que el “yo” se desenvuelve, de manera legítima, en la sociedad. El fortalecimiento de la sociedad sólo puede darse con mujeres y hombres libres y solidarios; siendo, por tanto, contrario a la libertad y la solidaridad, la pobreza, la exclusión social, la falta de educación y salud dignas, como asimismo la inequidad e injusticia laboral.

IGUALDAD: La igualdad de oportunidades y derechos entre mujeres y hombres, de diversos grupos generacionales, en todos los terrenos de la sociedad y de la cultura, es condición de civilización y de libertad. Dicha igualdad presupone el reconocimiento de la diversidad de necesidades, demandas y exigencias sociales. Quienes sufren situaciones de pobreza material o cualquier forma de carencia, exclusión, marginación o injusticia no son sujetos de reconocimiento de dicha dignidad; siendo deber de la sociedad que los cobija y de las instituciones que la componen, el darle todas las herramientas necesarias para ejercitarla.

JUSTICIA Sólo mediante la implantación de un modelo social que promueva, garantice y defienda los derechos sociales e individuales, como eje del progreso individual y del desarrollo colectivo, será posible acceder a una sociedad justa e igualitaria; donde la pobreza y falta de oportunidades no sean tanto un delito de quien las sufre tanto como de quienes las crean. Donde, precisamente, porque todos han tenido las mismas oportunidades, no sea extravío la aplicación de la ley a todos por igual, sin distinciones ni privilegios, tanto como expresión de la igualdad de la que todos, efectiva y cotidianamente, participamos.

JUSTICIA Y DESARROLLO SOCIAL: Creemos que los objetivos de la sociedad deben dirigirse a la búsqueda incesante del bien común, propiciando un conjunto de condiciones políticas, económicas, sociales y culturales que permitan el crecimiento de todas y cada una de las personas que en ella viven.

La justicia social debe ser la herramienta que garantice y preserve el integral desarrollo de la familia universal, permitiendo una distribución equitativa de las oportunidades y el pleno acceso de todos los sectores de la sociedad al total de los bienes sociales.
Consideramos que esdeber del Estado y sus organizaciones centrar sus planes de acción en el desarrollo y respeto de la justicia social, promoviendo iniciativas que conduzcan a su generalización y perfeccionamiento, como vía para la desaparición de las desigualdades existentes entre los hombres y las naciones, y como condición esencial para la superación de la pobreza, la marginalidad y la falta de oportunidades.

EMPODERAMIENTO CIVIL Nuestra sociedad es la fuente originaria del poder político y referente ético en el ejercicio del mismo, la sociedad civil y sus organizaciones constituyen, con el individuo, la razón de toda acción, particular o colectiva. Ningún proyecto político puede prosperar y mantener vigencia, si no tiene como sustento el interés y la participación de todos y cada uno de los sectores de la sociedad.

La consulta popular, el plebiscito, el referéndum, la revocación de mandato, la rendición de cuentas obligatoria, deben ser puntos de partida para el trabajo político y para otorgar sentido y contenido democrático a la administración pública. Abogamos porque dichas herramientas se encuentren reconocidas y garantizadas por el actual sistema político. Asimismo patrocinamos el que las nuevas plataformas tecnológicas sean incluidas como herramientas políticas que aúnen voluntades y que esas voluntades obliguen a nuestros MANDATADOS.

ECONOMIA A ESCALA HUMANA: El ser humano se constituye en el centro, autor y fin de la actividad económica. En la economía deben converger armónicamente diversas formas de propiedad, empresas y organizaciones económicas, con plena participación de La sociedad en la gestión y los resultados. La justicia social y desarrollo económico, son dos conceptos que deben fortalecerse recíprocamente, pues una justicia social efectiva real requiere un modelo económico integral que asegure el desarrollo económico pleno de la sociedad.

Creemos que el trabajo es un derecho inherente al ser humano y no sólo debe ser visto y apreciado como el esfuerzo y el desgaste de energías físicas y mentales de la persona que lo ejecuta, sino como un acto de creación al servicio de la sociedad. El trabajo tiene un valor no solo, ni principalmente, monetario en el proceso de creación de riqueza, sino también social y cultural en el desarrollo general de la humanidad; por tanto lasociedad debe garantizar el derecho al trabajo y asegurar al ser humano el pleno desarrollo de sus potencialidades físicas e intelectuales a través de una actividad laboral acorde con esas potencialidades.
Demandamos un sistema y una política económica que no sea producto del ejercicio vertical del poder y de los poderosos, sino de la participación democrática de todos los sectores de la sociedad, que responda al sentir ciudadano y popular. No se puede seguir dejando al libre albedrío de unos cuantos agentes y corporaciones económicas, la riqueza que comprende a la nación toda. Lejos de abandonar la economía a las fuerzas del mercado, afirmamos irrestrictamente que es necesario establecer un equilibrio entre la libertad de los individuos para generar riqueza y las necesidades de la sociedad toda.

POLITICA CENTRADA EN EL BIEN COMUN: Queremos una ética política con base en los principios de responsabilidad, uso honesto de los recursos públicos, desempeño eficaz, así como el actuar de forma transparente y rendir cuentas a la ciudadanía. Rechazamos las prácticas que privilegian el favoritismo, la recomendación, la corrupción, el nepotismo, la opacidad en el servicio público, la ineficacia, la ineficiencia; así como el uso deshonesto y con fines clientelares o políticos electorales de los recursos públicos o que pertenecen a la ciudadanía toda. Requerimos de la construcción de un Estado auténticamente democrático que asegure el sufragio efectivo, la división de poderes, una descentralización renovada, el disfrute y ejercicio de los derechos humanos integrales, la satisfacción de las necesidades sociales básicas, y reafirme los derechos de la nación sobre sus recursos naturales.

Les recordamos a todas la autoridades del país, del poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial, que NOSOTROS, LA CIUDADANIA, somos sus MANDANTES, y que el único poder que como autoridad ustedes ostentan es el que nace del mandato que NOSOTROS, le hemos entregado. Como nuestros MANDATARIOS vuestra autoridad es legitima solo en cuanto cumplen con dicho MANDATO, y que esa autoridad termina cuando se traiciona NUESTRA VOLUNTAD EXPRESADA EN EL MANDATO.
Les recordamos a todas esas autoridades que el BIEN COMUN no es el bien de una sola persona, ni de unos pocos, ni de muchos, ni siquiera de la mayoría, el BIEN COMUN es el bien de TODOS los integrantes de la sociedad y solo en base a esa premisa se puede definir una acción verdaderamente democrática.

DEMOCRACIA PLENA: Creemos que el fin de la democracia, es la construcción de una sociedad donde sus estructuras, relaciones, normas, procedimientos e instituciones abran formas incesantes de participación viva y responsable, en una atmósfera de solidaridad, respeto a la diversidad y a los derechos de todos los sectores, políticos, sociales y económicos, combinado con la tolerancia cultural, religiosa y social. Desde la perspectiva anterior afirmamos, sin temor a equivocarnos, de que el tener un gobierno elegido democráticamente no significa que este adopte decisiones auténticamente democráticas La democracia no es un concepto que se agota en los procesos de elección de los representantes populares destinados a ejercer el poder público; es un sistema de vida que se traduce en la participación activa y constante de las mayorías en las decisiones que transforman la estructura social y en el cual las minorías gozan de los derechos de representación y organización necesarios para defender sus ideas, enriquecer el contenido y el valor de tales determinaciones.

MEDIOAMBIENTE. Hacemos nuestra el articulo 1º de la Declaración de Estocolmo de 1972, misma que señala “El hombre tiene el derecho fundamental a la libertad, la igualdad y el disfrute de condiciones de vida adecuadas en un medio de calidad tal que le permita llevar una vida digna y gozar de bienestar, y tiene la solemne obligación de proteger y mejorar el medio para las generaciones presentes y futuras”. Los recursos naturales de la tierra, incluidos, el aire, el agua, la tierra, la flora y la fauna, deben preservarse en beneficio de las generaciones presentes y futuras mediante una cuidadosa planificación u ordenación, Creemos ciertamente que el Estado tiene la responsabilidad especial de preservar y administrar juiciosamente el patrimonio de la flora y la fauna silvestre y su hábitat.

Esos son nuestros valores, nuestros principios y esa es nuestra voluntad. Por tanto, desde hoy y para el futuro, EL MANDATO que NOSOTROS, los MANDANTES, voluntariamente hemos decidido otorgarles y que ustedes, LOS MANDATARIOS, las autoridades de este Estado, voluntariamente han aceptado, solo es legitimo en cuanto contiene nada mas que nuestra voluntad, de la cual ustedes son meros instrumentos y a la cual deben responder como lo que ese MANDATO es… vuestro deber, vuestro trabajo y vuestra obligación.

Chile, 23 de Mayo del año 2010.


Una declaración de principios

Imagen de http://elkioscobloggero.wordpress.com Queridos lectores, Hace dos posts planteamos que el futuro está abierto y que no es necesario ir hacia el desastre (aunque parece que nos empeñamos en ir hacia allí). A continuación Juan Carlos planteó uno de los posibles destinos catastróficos a donde podríamos transitar si no le ponemos remedio. Este tercer post […]

Imagen de http://elkioscobloggero.wordpress.com

Queridos lectores,

Hace dos posts planteamos que el futuro está abierto y que no es necesario ir hacia el desastre (aunque parece que nos empeñamos en ir hacia allí). A continuación Juan Carlos planteó uno de los posibles destinos catastróficos a donde podríamos transitar si no le ponemos remedio. Este tercer post plantea una alternativa. No sé si la correcta, no sé si la mejor, no sé si posible. Simplemente, representa un esfuerzo de una comunidad por intentar responder al reto que actualmente tiene planteado, muy similar a los que tienen tantas otras, y en particular los españoles. Me la ha hecho llegar el Anónimo del Sur, y representa el trabajo de su comunidad. Vds. juzguen.

Salu2, 
AMT 

DECLARACIÓN DE PRINCIPIOS Y VALORES DEL MOVIMIENTO DEMOCRACIA DIRECTA
 
 
PREÁMBULO
 
 
REAFIRMANDO la necesidad de intervenir y cambiar el modelo social, político, cultural y económico imperante

CONSCIENTES que el único cambio legitimo del presente modelo es el que nace de las propuestas, inquietudes e intereses de las bases sociales que lo conforman.
 
PERSUADIDOS del legítimo derecho expresión y presión que tienen y deben ejercer las bases sociales, al igual que, en sentido contrario, la ejercen los sectores sociales privilegiados cuyos intereses están ligados al mantenimiento del sistema vigente.

CONVENCIDOS que es posible construir un mundo mas justo y solidario, donde los frutos del desarrollo social, político y económico lleguen a todos y todas las integrantes de la sociedad.

Luego, a fin de establecer una plataforma común de referentes ideológicos, necesaria para realizar el gran propósito de transformar el modelo social, político y económico que reclama la sociedad chilena, NOSOTROS HOMBRES Y MUJERES COMUNES Y CORRIENTES DEL ESTADO CHILENO, MANDANTES DE TODAS LA AUTORIDADES DE LA NACION, proponemos y aprobamos la siguiente:

DECLARACION DE PRINCIPIOS Y VALORES

DIGNIDAD HUMANA UNIVERSAL: El ser humano no es un QUÉ, sino un QUIEN, un ser único, dotado de inteligencia, voluntad, libertad y capacidad de amar. Condición que se manifiesta, ante los demás y el mundo, en el hecho que solo hombres y mujeres debe ser causa, efecto y consecuencia de toda acción humana.

RESPETO: Precisamente porque hombres y mujeres son lo mas digno ante si mismo y ante los demás, tienen la obligación y deber de respetar a los otros, como asimismo, esos otros, tienen la obligación y deber de respeto para con ellos. El mayor respeto, sin embargo, es el que profesamos a quienes no tienen la capacidad de defensa de su dignidad, como la tenemos hombres y mujeres libres y plenos… niños y ancianos deben ser especialmente protegidos contra cualquier ofensa, violación o menoscabo de su dignidad humana

LIBERTAD, SOLIDARIDAD: La libertad la estimamos como elemento inseparable de una condición humana digna y que se expresa en la posibilidad conciente y plena, no coaccionada ni coaccionante, de elegir la forma en que el “yo” se desenvuelve, de manera legítima, en la sociedad. El fortalecimiento de la sociedad sólo puede darse con mujeres y hombres libres y solidarios; siendo, por tanto, contrario a la libertad y la solidaridad, la pobreza, la exclusión social, la falta de educación y salud dignas, como asimismo la inequidad e injusticia laboral.

IGUALDAD: La igualdad de oportunidades y derechos entre mujeres y hombres, de diversos grupos generacionales, en todos los terrenos de la sociedad y de la cultura, es condición de civilización y de libertad. Dicha igualdad presupone el reconocimiento de la diversidad de necesidades, demandas y exigencias sociales. Quienes sufren situaciones de pobreza material o cualquier forma de carencia, exclusión, marginación o injusticia no son sujetos de reconocimiento de dicha dignidad; siendo deber de la sociedad que los cobija y de las instituciones que la componen, el darle todas las herramientas necesarias para ejercitarla.

JUSTICIA Sólo mediante la implantación de un modelo social que promueva, garantice y defienda los derechos sociales e individuales, como eje del progreso individual y del desarrollo colectivo, será posible acceder a una sociedad justa e igualitaria; donde la pobreza y falta de oportunidades no sean tanto un delito de quien las sufre tanto como de quienes las crean. Donde, precisamente, porque todos han tenido las mismas oportunidades, no sea extravío la aplicación de la ley a todos por igual, sin distinciones ni privilegios, tanto como expresión de la igualdad de la que todos, efectiva y cotidianamente, participamos.

JUSTICIA Y DESARROLLO SOCIAL: Creemos que los objetivos de la sociedad deben dirigirse a la búsqueda incesante del bien común, propiciando un conjunto de condiciones políticas, económicas, sociales y culturales que permitan el crecimiento de todas y cada una de las personas que en ella viven.

La justicia social debe ser la herramienta que garantice y preserve el integral desarrollo de la familia universal, permitiendo una distribución equitativa de las oportunidades y el pleno acceso de todos los sectores de la sociedad al total de los bienes sociales.
Consideramos que esdeber del Estado y sus organizaciones centrar sus planes de acción en el desarrollo y respeto de la justicia social, promoviendo iniciativas que conduzcan a su generalización y perfeccionamiento, como vía para la desaparición de las desigualdades existentes entre los hombres y las naciones, y como condición esencial para la superación de la pobreza, la marginalidad y la falta de oportunidades.

EMPODERAMIENTO CIVIL Nuestra sociedad es la fuente originaria del poder político y referente ético en el ejercicio del mismo, la sociedad civil y sus organizaciones constituyen, con el individuo, la razón de toda acción, particular o colectiva. Ningún proyecto político puede prosperar y mantener vigencia, si no tiene como sustento el interés y la participación de todos y cada uno de los sectores de la sociedad.

La consulta popular, el plebiscito, el referéndum, la revocación de mandato, la rendición de cuentas obligatoria, deben ser puntos de partida para el trabajo político y para otorgar sentido y contenido democrático a la administración pública. Abogamos porque dichas herramientas se encuentren reconocidas y garantizadas por el actual sistema político. Asimismo patrocinamos el que las nuevas plataformas tecnológicas sean incluidas como herramientas políticas que aúnen voluntades y que esas voluntades obliguen a nuestros MANDATADOS.

ECONOMIA A ESCALA HUMANA: El ser humano se constituye en el centro, autor y fin de la actividad económica. En la economía deben converger armónicamente diversas formas de propiedad, empresas y organizaciones económicas, con plena participación de La sociedad en la gestión y los resultados. La justicia social y desarrollo económico, son dos conceptos que deben fortalecerse recíprocamente, pues una justicia social efectiva real requiere un modelo económico integral que asegure el desarrollo económico pleno de la sociedad.

Creemos que el trabajo es un derecho inherente al ser humano y no sólo debe ser visto y apreciado como el esfuerzo y el desgaste de energías físicas y mentales de la persona que lo ejecuta, sino como un acto de creación al servicio de la sociedad. El trabajo tiene un valor no solo, ni principalmente, monetario en el proceso de creación de riqueza, sino también social y cultural en el desarrollo general de la humanidad; por tanto lasociedad debe garantizar el derecho al trabajo y asegurar al ser humano el pleno desarrollo de sus potencialidades físicas e intelectuales a través de una actividad laboral acorde con esas potencialidades.
Demandamos un sistema y una política económica que no sea producto del ejercicio vertical del poder y de los poderosos, sino de la participación democrática de todos los sectores de la sociedad, que responda al sentir ciudadano y popular. No se puede seguir dejando al libre albedrío de unos cuantos agentes y corporaciones económicas, la riqueza que comprende a la nación toda. Lejos de abandonar la economía a las fuerzas del mercado, afirmamos irrestrictamente que es necesario establecer un equilibrio entre la libertad de los individuos para generar riqueza y las necesidades de la sociedad toda.

POLITICA CENTRADA EN EL BIEN COMUN: Queremos una ética política con base en los principios de responsabilidad, uso honesto de los recursos públicos, desempeño eficaz, así como el actuar de forma transparente y rendir cuentas a la ciudadanía. Rechazamos las prácticas que privilegian el favoritismo, la recomendación, la corrupción, el nepotismo, la opacidad en el servicio público, la ineficacia, la ineficiencia; así como el uso deshonesto y con fines clientelares o políticos electorales de los recursos públicos o que pertenecen a la ciudadanía toda. Requerimos de la construcción de un Estado auténticamente democrático que asegure el sufragio efectivo, la división de poderes, una descentralización renovada, el disfrute y ejercicio de los derechos humanos integrales, la satisfacción de las necesidades sociales básicas, y reafirme los derechos de la nación sobre sus recursos naturales.

Les recordamos a todas la autoridades del país, del poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial, que NOSOTROS, LA CIUDADANIA, somos sus MANDANTES, y que el único poder que como autoridad ustedes ostentan es el que nace del mandato que NOSOTROS, le hemos entregado. Como nuestros MANDATARIOS vuestra autoridad es legitima solo en cuanto cumplen con dicho MANDATO, y que esa autoridad termina cuando se traiciona NUESTRA VOLUNTAD EXPRESADA EN EL MANDATO.
Les recordamos a todas esas autoridades que el BIEN COMUN no es el bien de una sola persona, ni de unos pocos, ni de muchos, ni siquiera de la mayoría, el BIEN COMUN es el bien de TODOS los integrantes de la sociedad y solo en base a esa premisa se puede definir una acción verdaderamente democrática.

DEMOCRACIA PLENA: Creemos que el fin de la democracia, es la construcción de una sociedad donde sus estructuras, relaciones, normas, procedimientos e instituciones abran formas incesantes de participación viva y responsable, en una atmósfera de solidaridad, respeto a la diversidad y a los derechos de todos los sectores, políticos, sociales y económicos, combinado con la tolerancia cultural, religiosa y social. Desde la perspectiva anterior afirmamos, sin temor a equivocarnos, de que el tener un gobierno elegido democráticamente no significa que este adopte decisiones auténticamente democráticas La democracia no es un concepto que se agota en los procesos de elección de los representantes populares destinados a ejercer el poder público; es un sistema de vida que se traduce en la participación activa y constante de las mayorías en las decisiones que transforman la estructura social y en el cual las minorías gozan de los derechos de representación y organización necesarios para defender sus ideas, enriquecer el contenido y el valor de tales determinaciones.

MEDIOAMBIENTE. Hacemos nuestra el articulo 1º de la Declaración de Estocolmo de 1972, misma que señala “El hombre tiene el derecho fundamental a la libertad, la igualdad y el disfrute de condiciones de vida adecuadas en un medio de calidad tal que le permita llevar una vida digna y gozar de bienestar, y tiene la solemne obligación de proteger y mejorar el medio para las generaciones presentes y futuras”. Los recursos naturales de la tierra, incluidos, el aire, el agua, la tierra, la flora y la fauna, deben preservarse en beneficio de las generaciones presentes y futuras mediante una cuidadosa planificación u ordenación, Creemos ciertamente que el Estado tiene la responsabilidad especial de preservar y administrar juiciosamente el patrimonio de la flora y la fauna silvestre y su hábitat.

Esos son nuestros valores, nuestros principios y esa es nuestra voluntad. Por tanto, desde hoy y para el futuro, EL MANDATO que NOSOTROS, los MANDANTES, voluntariamente hemos decidido otorgarles y que ustedes, LOS MANDATARIOS, las autoridades de este Estado, voluntariamente han aceptado, solo es legitimo en cuanto contiene nada mas que nuestra voluntad, de la cual ustedes son meros instrumentos y a la cual deben responder como lo que ese MANDATO es… vuestro deber, vuestro trabajo y vuestra obligación.

Chile, 23 de Mayo del año 2010.


Mi colapso y yo: los problemas financieros del CSIC

Imagen de http://http://sonicando.com La reunión estaba acabando cuando recibí un SMS de un colega. Saqué el móvil y leí el mensaje. “El CSIC ha ordenado no pagar a proveedores por falta de liquidez”. Me quedé de piedra. Siempre me había preguntado cómo serían los detalles del punto de inflexión, de ese momento en el que […]

Imagen de http://http://sonicando.com

La reunión estaba acabando cuando recibí un SMS de un colega. Saqué el móvil y leí el mensaje. “El CSIC ha ordenado no pagar a proveedores por falta de liquidez”. Me quedé de piedra.

Siempre me había preguntado cómo serían los detalles del punto de inflexión, de ese momento en el que las cosas se tuercen para siempre. Sé, siempre lo explico en el blog, que la sociedad industrial está abocada a su desaparición y que las medidas para impulsar un crecimiento económico que ya es imposible sólo pueden acelerar este proceso. Pero al fin y al cabo es eso: un proceso. No es un momento, un instante, sino algo que se va desarrollando a lo largo de años. Y, sin embargo, en esa sucesión progresiva de acontecimientos unidos por momentos más rutinarios hay, siempre existe, un momento, como un mojón en el camino, que retrospectivamente sabemos reconocer como el día en que el camino cambió para siempre. Son momentos que, por su intensidad, se graban a fuego en la memoria y pasados muchos años se recuerdan con toda vividez. Cuando leí el SMS de mi colega comprendí que ese momento, por lo que se refiere a mi vida profesional, había llegado. No quiere eso decir que vaya a perder mi trabajo ya, pero lo extremo de la medida indica que las cosas ya han empezado la irreversible cuesta abajo que sabíamos que tarde o temprano tenía que llegar.

La circular de la Secretaria General Adjunta de Actuación Económica (SGAAE) del CSIC llegó el lunes por la tarde. Un mensaje de corte técnico y no siempre fácil de entender, pero con un mensaje muy claro: es preciso paralizar, o por lo menos retardar, todos los pagos a proveedores.

Dicho así la medida suena muy impresionante (y de esa manera lo han reportado muchos medios), pero desde el punto de vista mercantil la situación no es ni mucho menos tan grave como pudiera parecer. En general el CSIC es muy cumplidor, y en lo que refiere a mi instituto doy fe de que estábamos al día en cuanto a pagos. Lo que pide la SGAAE no es ninguna barbaridad, ni tampoco ilegal: el CSIC, como todas las administraciones públicas, puede pagar a la mayoría de los proveedores a 90 días si se pone de acuerdo con ellos. La SGAAE comunica que hay diversas administraciones, la más importante de ellas el Ministerio de Hacienda, que no están al corriente de sus pagos al CSIC y eso ha hecho que falte dinero en la caja, pero el dinero de nóminas y otras obligaciones ineludibles está garantizado (o al menos eso dicen). Cuando un evento de estas características había sucedido en el pasado el CSIC había tirado de sus excedentes en caja, del dinero sobrante que tenía, y las actividades continuaban con normalidad y en algún momento el dinero esperado acababa entrando y el déficit contable se compensaba solo. Lo que hace diferente esta vez es que, después de varios años de recortes, el CSIC se ha quedado sin excedentes, y por tanto ha de vivir al día. Si no le pagan lo que se le debe no puede ordenar más compras. Y eso exactamente es lo que ha pasado: no podemos comprar nada más hasta que esta situación se solucione. De acuerdo con la Presidencia del CSIC la presente situación responde a un problema técnico que debería resolverse en 15 días; de acuerdo con otras personas más malpensadas, el problema es más bien estructural y tardará meses en resolverse, si es el caso. Yo mismo tengo enormes dudas sobre la viabilidad del CSIC teniendo en cuenta las cifras que se hicieron públicas haca casi tres meses. Además, como por casualidad, resulta que dentro de 15 días estaremos ya en Agosto, y dentro de las medidas de ahorro energético todas las dependencias de la Organización Central de Madrid cierran obligatoriamente este año del 6 al 20 de Agosto. Así que si no hay un milagro y se materializan las transferencias pendientes durante la próxima semana o así (cosa poco probable, dado el cariz cada vez más negro que toman los acontecimientos en España) nos vamos a encontrar que la iliquidez se prolongará hasta finales de Agosto. Si, por lo que sea, falta una firma de un Vicepresidente o de un Secretario o lo que sea, entre que se solventa el problema y no, entre ponte bien y estate quieto, nos podemos plantar fácilmente hacia finales de Septiembre. De hecho, algo así debe pensar el Vicepresidente de Organización y Relaciones Institucionales, D. Jose Ramón Urquijo, a tenor de sus declaraciones recogidas por Esmateria.com; él de hecho piensa en hasta tres meses.

A pesar de que las nóminas no peligran en principio, la situación es bastante grave. La tesorería propia de mi centro estaba en mínimos cuando llegó el anuncio. La Organización Central del CSIC controla todo el dinero, inclusive el de los proyectos y contratos con la industria de todos los Centros, los cuales sólo tienen una tesorería bastante reducida en la que se van cargando los pequeños gastos (las grandes partidas de gasto han de pasar siempre por Madrid). Ése es un punto importante: a pesar de tener varios millones de euros en proyectos y contratos conseguidos por científicos en mi centro, en nuestra tesorería sólo tenemos una fracción de ese dinero, con la que pagamos los gastos que no pasan de cierta cuantía (que no recuerdo, pero por decir algo digamos que es de hasta 5.000 euros). Cuando ya tenemos bastantes facturas pagadas se juntan, se envían a Madrid para su liquidación y desde la Organización Central se repone ese dinero (hasta el límite del dinero que teníamos de proyectos y contratos con la industria, por supuesto). El caso es que el repentino anuncio ha pillado con el paso cambiado a la mayoría de los centros del CSIC de Cataluña y sospecho que también de la mayoría de España (aunque algunas voces maliciosas apuntaban el otro día a que muchos Centros de Madrid tenían sospechosamente sus liquidaciones al día el día de autos), así que nuestro margen para utilizar nuestra propia tesorería es muy reducido.

La cuestión es que un centro de investigación tiene su presupuesto para gastos corrientes (personal fijo, costes de las infraestructuras, mantenimiento, luz, agua, teléfono, etc) y su presupuesto de proyectos y contratos industriales (lo que en el CSIC se denomina “operaciones comerciales”). Nosotros recibimos dinero de diversas administraciones públicas y privadas a cambio de hacer un trabajo: muestrear el agua de una zona, analizar los peces que capturan los barcos pesqueros para saber cómo evolucionan las pesquerías, mejorar los algoritmos de recuperación de datos de satélite (en mi caso), etc. En suma, nuestra tarea de investigación es, en muchos sentidos, un contrato, y es un encargo que tenemos que cumplir, hay obligaciones contractuales reales y específicas que adquirimos con el que nos dio el dinero (aunque, en diferencia a lo que pasa con las empresas, a nosotros nos lo dan por adelantado). La paralización de los pagos a proveedores, aunque sea provisional y aunque sea causado por problemas puntuales de liquidez, nos deja por un lapso de tiempo aún por definir sin posibilidad de hacer esos trabajos y, por tanto, sin posibilidad de cumplir nuestros compromisos contractuales, con todas las responsabilidades que de ello se pueda derivar.

Hemos de contar con que lo que se dice desde la Organización Central es cierto y que el problema de liquidez se va a resolver en breve y sin mayores consecuencias. A día de hoy, sin embargo, la afectación en el trabajo está siendo bastante notable. Una compañera me comentaba que fue afortunada porque había recibido justo el día antes varios sacos de comida para los peces que se estudian en la zona de acuarios. Otra se enteró de la noticia al ir encargar unos reactivos a la persona de la administración que se encarga de compras y saber de sus labios que no se autorizan ya más compras. Otro comentaba que si la situación se prolongaba no podría acudir a una reunión del proyecto europeo que de hecho se coordina desde mi instituto y que ello implicaría una penalización, ya que las reuniones son obligatorias. Otros estaban preocupados porque sus proyectos acaban en Septiembre, aún faltaban algunos gastos para ejecutar asociados a actuaciones a hacer, y que posiblemente ya no se podrán efectuar. Y así un largo etcétera. Yo por mi parte debo decir que la paralización de pagos nos dificulta la imprescindible renovación de los servidores de cálculo que teníamos prevista, y que por lo pronto el viaje que tengo que hacer a Munich la semana que viene me lo tendré que pagar primero yo de mi bolsillo (como siempre) pero que no hay garantías de cuándo seré reembolsado (cosa que no había pasado nunca). Esto hace que realmente no podamos asumir personalmente demasiados viajes ya que sin su liquidación la economía personal se resiente demasiado, y esto de buen seguro va a perjudicar nuestra imagen exterior, cuando comencemos a faltar a congresos donde explicar y discutir nuestros últimos resultados o cuando no acudamos a reuniones de coordinación del trabajo científico a nivel europeo, en algún caso como comenté de carácter obligatorio. Ahora mismo un viaje transatlántico queda fuera del alcance del bolsillo de la mayoría, y en Europa la gente podrá quizá asumir dos o tres viajes antes de tener que parar por fuerza. Y en cuanto a las campañas oceanográficas previstas para los próximos meses, muy costosas tanto en material como en viajes como en costos de mantener el barco en el mar, la afectación esperable es muy grande. Encima, la filtración de estos problemas a la prensa ha generado ya problemas a algunos investigadores, que se han encontrado una súbita desconfianza de las empresas que normalmente nos encargaba actividad y ahora se lo piensan, no sea que cojamos el dinero y no hagamos el trabajo.

Los problemas financieros han coincidido con una gran reestructuración interna del centro, también impuesta desde arriba, lo cual ha fomentado un ambiente enrarecido e irreal durante la mayor parte de esta semana. El estupor del primer día dio paso a la indignación del segundo, la rabia contenida del tercero y a la resignación del cuarto, intentando hacer de tripas corazón y creer que el dinero volverá a fluir en breve y que todas las actividades volverán a la normalidad. A nuestros negocios habituales. A nuestro BAU, vaya.

En algunas ocasiones he comentado que la Ciencia es un lujo que las sociedades se permiten si tienen excedentes. La sociedad española tiene cada vez menos excedentes y más deudas, así que es normal que el sistema de ciencia español tienda a disminuir grandemente de tamaño. Aún no se ha hablado de EREs y reducción de sueldo adicionales para el CSIC, pero si los problemas presentes se reproducen y hacen endémicos tales medidas llegarán por fuerza. Y si ya cuesta retener a algunos profesionales con los sueldos actuales, nos podemos encontrar que nuestra gente marche masivamente a otros países, donde no escaparán del colapso que amenaza a todo Occidente, pero lo postergarán y quién sabe si por unos cuantos años.

El CSIC ha hecho su primer asomo al abismo. Seguramente la situación presente se enderezará (si España entera no sucumbe, que ésa es otra). Sin embargo, algo se ha roto: la confianza. Y lo malo de la confianza es que es como el cristal: una vez se rompe resulta muy difícil repararla. Además, los problemas de hoy son síntomas de una creciente debilidad financiera, que no es específica del CSIC sino de todo el Estado español. Hemos empezado la cuesta abajo de esta crisis que no acabará nunca.

En cuanto a mi, yo no opino. Yo menos que nadie puedo decir que esta situación me pille por sorpresa. Ahora mi cabeza está centrada en cómo gestionar el desastre. Cómo mantener el mayor número de personas la mayor cantidad de tiempo posible, cómo evitar perder más activos, cómo planificar el trabajo futuro de manera realista y efectiva… No me preocupa lo que será de mi. En el largo plazo, incluso en el medio, tengo claro dónde acabaré yo. Lo sé y lo tengo aceptado. Me quedaría como mucho la morbosa curiosidad de poner guarismos al cuándo preciso y concreto; pero hace ya algún tiempo que ni esa curiosidad tengo. Trabajaré en mantener las cosas y en cumplir con mi obligación hasta el último minuto, del mismo modo que soy fiel a mis obligaciones manteniendo este blog y con las charlas de divulgación. El día que llegue el final cogeré mis cosas y me marcharé, sin rabia, sin pena y sin mirar atrás…


Avance de la Gran Exclusión en Barcelona

Queridos lectores, Mientras mi mundo se desmorona (pronto haré un post explicándolo) Forrest Gump ha querido compartir su visión personal y cercana de las nuevas clases marginales. Sé que hay no pocos lectores de este blog que no aguantan su verborrea, pero la pieza que trae hoy tiene un valor único, dado que él, al […]

Queridos lectores,

Mientras mi mundo se desmorona (pronto haré un post explicándolo) Forrest Gump ha querido compartir su visión personal y cercana de las nuevas clases marginales. Sé que hay no pocos lectores de este blog que no aguantan su verborrea, pero la pieza que trae hoy tiene un valor único, dado que él, al menos, estuvo ahí. Juzguen Vds. mismos su valor.

Salu2,
AMT

MIRANDO A LA ACTUALIDAD CON IRA

Sobre el avance de la Gran Exclusiónen Bcn City. 

Lunes, 16 de julio.

Unas trescientas personas que malviven en muy precarias condiciones en unas antiguas naves abandonadas de la barriada otrora predominantemente industrial del Poble Nou de Barcelona recibieron, hace unos pocos días, una orden de desalojo a concretarse, como muy tarde, a fecha de hoy, día de la festividad de la Virgen del Carmen.

No se produjo el desalojo. Desde primera hora de la mañana, se han ido concentrando en el entorno, o penetrando en el recinto, gente solidaria que considera una injusticia inaceptable que la solución que de hecho se les brinda a quienes ya viven en tan precarias condiciones sea la de arrojarlos y arrojarlas (y hay niños y niñas, muy pocos, pero pequeños o muy pequeños) definitivamente a la calle pasando a convertirlos en una nueva hornada (¿’promoción’?) de ‘homeless’.

Ante tal despropósito, el Municipio se lava las manos en la cuestión del ámbito de las decisiones últimas (y no miente en eso), mientras hace su habitual papel o paripé en ese extraño recorrido en que se haya sumida esa administración (y no solamente ella) de por una parte llevar a cabo programas de integración para gente sin techo, a fin de que puedan reemprender una nueva vida ya con un hogar estable y aceptable, y por otra, realimentar el circuito mediante la introducción en él de nuevas víctimas de la vigente (y creciente) injusticia social, como al parecer optan por que sea el caso de estos trescientos seres humanos que alguien habría de explicarme en qué son diferentes, en cuanto a derechos esenciales, del resto de quienes habitamos estas tierras, o las que sean: ¿tal vez es el color de su piel, al tratarse mayoritariamente de inmigrantes subsaharianos?

La comunidad que en las naves reside es variada, y existe un cierto porcentaje, en efecto, de lo que podríamos calificar como lumpen menor, el que no promueve o ‘produce’, digamos, demasiados líos. Sin embargo, súper mayoritariamente quienes allí aún habitan son gente que durante años, a menudo decenios, han trabajado en las profesiones que los oriundos y oriundas de estas tierras no deseábamos llevar a cabo en las condiciones salariales reales que se ofertaban y ofertan, existiendo, finalmente, un pequeño número de gente nacida en nuestro propio país, pero que tampoco ha encontrado mejor sitio donde poder establecer su morada habitual.

Hay gente, a pesar de ello, y pese a esa demostrable presencia activa en el mercado laboral desde hace tiempo y tiempo, que aún carece de ‘papeles’, y la administración responsable del tema no está dispuesta a atenerse a razones, en una flagrante violación de los Derechos Humanos que tan sólo a nivel teórico nuestro ‘País’ se gloría en decir defender y hasta, en el colmo del cinismo, ‘representar’.

La batalla está perdida, a mi criterio. La juez ha alegado a día de hoy que desconocía la presencia de niños o enfermas, por lo que ha aplazado la ejecución sin determinar cuánto tiempo (pocos días en todo caso), dejando claro, sin embargo, que una vez más hunde y agacha la Justicia su cabeza, y prioriza, como siempre, el constitucional derecho a la propiedad sobre el igualmente constitucional, y más básico, derecho a un techo o vivienda digna y adecuada.

Con tan inicua línea de proceder impuesta por unificación de doctrina, se viola, aparte de los artículos 33 y 47 del texto aprobado en referéndum por la ciudadanía española a finales de 1978, el prácticamente siempre ignorado artículo 128 de esa Constitución Española, que literalmente dice en su apartado primero:

” 1. Toda la riqueza del país en sus distintas formas y sea cual fuere su titularidad está subordinada al interés general.”

Que el legislador, en su momento, priorizaba sin duda ese sometimiento de la riqueza y la propiedad (sea esta particular o colectiva) al interés social queda demostrado precisamente por esa redundancia en su formulación, artículos 33 y 128, seguramente con, entre otras, la intencionalidad de aclarar, de cara a futuras consultas o litigios legales al respecto, la indudable voluntad o línea que el texto constitucional marcaba.

Pues bien, ¿qué nos vienen a decir entonces esa unificación de doctrina rutinariamente aplicada por la magistratura? ¿que es el Interés General quien exige estas expulsiones, esta absurda e innecesaria creación de más gente sin casa? ¿Más gente sin casa, cuando sabemos que también abundan las casas sin gente, deteriorándose mucho más rápido que cualquier otra vivienda dignamente habitada? ¿Se puede saber qué extraño placer hallamos bebiéndonos el entendimiento de tal manera?

Son gente normal, como cualquiera de nosotros y nosotras. Viven en precario, pero son y procuran ser limpios, barren sus suelos (imágenes que, al parecer, no han parecido interesar a ningún medio de prensa, sino tan sólo las que generan más incertidumbres o morbo), y hasta algún vecino indeseable se creyó con derecho a llamarles la atención sobre la utilización que hacían de las fuentes públicas de agua potable, pese a saber que no disponen de agua corriente en las naves, y que por lógica, aparte de para beber y lavarse, algo han de tirar a las tazas después de su correcta utilización, así de claro, para nada son ‘salvajes’ o idiotas.

Un cierto porcentaje recibe alguna pequeña renta de inserción, pero otra parte muy considerable carece de ingreso fijo alguno, y mayoritariamente se ganan la vida trabajando en el reaprovechamiento, pieza a pieza, de materiales o metales desechados por sus usuarios iniciales o últimos antes de la ‘defunción’ del aparatito, envase metálico o de vidrio, o lo que sea que otros disfrutaron. O sea, chatarreros al por menor.

Trabajan, y bastante, y de eso, las pobres subvenciones, y tener como guía la importante prioridad de compartir una parte muy significativa de su ‘renta’ final real (son superiores en su estructura, en este aspecto, a nosotros y nosotras), en base a todo ello sobreviven, y lo hacen con dignidad, por qué no, dignidad que, sin embargo, muchos les desean al parecer arrebatar, junto con su pobre o paupérrimo pero, al fin y al cabo, ‘hogar’.

Y son gente que, a diferencia de incluso la ‘progresía’ autóctona del país, de inmediato se levantan de sus sillas, si están sentados, al ver llegar a una persona de una cierta edad, o que amablemente enseguida procuran satisfacer los deseos de los que fuimos llegando a partir de esa matutina hora, las cuatro por el horario solar. Y hambre no hemos pasado, desde luego, más bien habría padecido yo algo similar a un cólico híper glucémico, si tal cosa existe, de la cantidad de dulces que por allí se repartieron, a partir de las ocho de la mañana, a no haber sido por mi inveterada costumbre de desplazarme andando a los sitios, lo que me ha supuesto caminar un tanto, pues normalmente moro en el genuino Barri de Sants.

Durante un buen rato, un concierto de bongos contribuyó a darle aire y aspecto de vida, ritmo y expresión de alegría y libertad a lo que, en todo momento, no dejó de ser un acto profundamente reivindicativo. Son tan limpios o guarros como podamos serlo nosotros, y son mucho, pero que mucho más amables, aunque también muy discutidores, porque no se ocultan o reservan argumentos, sino que hablan a las claras, y lo que les importa sí es el fondo de las cuestiones. La actual juventud y no tan juventud, y todo el mundo, tenemos mucho que aprender de ellos en lo que se refiere a saber tejer red social.

Hoy son ellos a quienes quieren echar porque no ‘queda bonito’ o ‘tocan el bongo hasta demasiado tarde’. Mañana seremos nosotros y nosotras. ¿La excusa? La que quieran utilizar, les molesta (cuando las viviendas habitadas más próximas están a no menos de casi cuatrocientos metros), que algún día se pueda ‘bonguear’ hasta la una o las dos de la madrugada, pero no molesta o preocupa que en ese mismo horario un criminal motorista a escape libre (autóctono o no) asesine los sueños de millares de personas en una sola hora de su demencial recorrido por ésta, en otros aspectos, tan hermosa ciudad.

Resulta abiertamente incomprensible que la actitud por completo irresponsable de la propiedad al infrautilizar durante décadas ese espacio urbano se vea ahora encima premiada por el amparo de la Justicia, cuando lo que ésta habría de hacer (al menos mientras las cárceles existan) es la inmediata puesta en prisión sin fianza alguna de tales criminales propietarios, y probables beneficiarios del amparo de la justicia si su decisión final es solicitar el desalojo, que lo será, dado que es seguro que algún importante pelotazo urbanístico se está fraguando, una vez más, en toda esta movida. Estamos hablando de una superficie de suelo de casi treinta mil metros cuadrados sita en una zona urbana residencial y de servicios de nuevo cuño y en crecimiento que, poco a poco, va olvidando su muy digno ya pasado más que presente industrial.

Necesitamos, con urgencia, remunicipalizar el poder. La democracia, fuera de la plaza, ya no es democracia, y los tiempos en que nos vamos viendo inmersos no permitirán subsistir, con eficiencia, muchos mecanismos actuales de alcance regional, de país o estatal, por lo que ‘remunicipalizar’ es también una necesidad, y cada vez más urgente.

No hay hambre, aún, en nuestra Ciudad, pues a decir de ellos mismos, no es tan difícil encontrar un bar en el que, a cambio de nada o de algún pequeño esfuerzo, te ofrezcan un bocadillo si te ven realmente necesitado. Pero a todo llegaremos, si insistimos en transitar por según que conocidos, y catastróficos caminos, como esta preeminencia absurda que se le concede a la propiedad privada sobre bienes de valor importante, de 5.000 euros en adelante podríamos ‘valorar’ a día de hoy, para que no quepan dudas.

¿Qué proponemos y en qué estamos trabajando?

No se pretende o pretendemos, infantil e irresponsablemente, prolongar indefinidamente las condiciones de vida actuales que reinan en ese pequeño municipio de facto, y somos conscientes de que las actuales naves deben de ser abandonadas de cara a todo uso de residencia humana. No obstante, los procesos, para ser mínimamente justos, requieren, de entrada, la voluntaria aceptación por parte de sus posibles ‘beneficiarios’, y por supuesto que las soluciones que se ofrezcan han de ser mínimamente sólidas, y no restringidas o circunscritas temporalmente a unos escasos tres meses en el mejor de los casos, y luego, de nuevo a la calle.

No todas las naves se encuentran en el mismo penoso o hasta alarmante estado, por lo que cualquier posible argumentación basada en la urgencia de cara a un desalojo global es sencillamente absurda, y lo que procede, por lo tanto, con plazos razonables, sería programar una salida escalonada (y voluntaria de verdad, repito, piensen en ese concepto, ‘voluntariedad’, y al tiempo en la situación ‘administrativa’ en que se encuentran muchos de ellos) de quienes ahí aquí y ahora habitan.

Huyendo de las meras retóricas, hace ya un tiempo que se ha constituido una plataforma exterior de apoyoy ejecución de un tipo de soluciones en la línea que acabo de apuntar, siendo tal grupo quien, de verdad, está trabajando a fondo el tema, y en un mundo racional habría de ser este grupo de esforzados compañeros y compañeras quienes pudieran proponer a la asamblea las soluciones finalmente válidas y posibles, y no unas ‘autoridades’ que para nada se han estudiado seriamente la cuestión, y recién que se enteran, al parecer, de esa otra realidad que también existe, para nuestra vergüenza, en esta Ciudad tan ‘olímpica‘ y tan ‘marca Barcelona‘ que nos gusta exhibir.

Hoy son ellos los afectados, mañana nos tocará el turno a otros y otras. Pero si al final les arrojasen a la calle, yo les propondría (si me considerase con derecho a proponerles algo, que considero que no lo tengo), que se desplazaran de inmediato a ocupar el Templo de la Sagrada Família hasta que se les brinde una solución válida y de aceptación voluntaria de verdad. Yo les ayudaría, y la presuntamente solidaria Iglesia Católica habría de admitir, humildemente, tal posible ocupación, avergonzándose de no haberlo sugerido ella misma, que tanto dice amar a sus semejantes. 

Post Scriptum: Sí, claro. Soy muy, muy ‘pesao’, algo más de dos mil palabras otra vez (aunque sin arrobas, ahí ‘he cumplido’), y leerme es un rollazo y una pérdida de tiempo, por lo que pido excusas a quienes no hayan encontrado en esta lectura más que un inútil obstáculo para sus vidas.

Hago mis fotos siempre con premeditada falta de nitidez o precisión, pues mi mundo y visión cotidiana es también así (vivo prácticamente sin gafas pese a mi miopía, aunque tengo gafas, gracias, y tenerlas me ofrece mucha seguridad), y ello ayuda a preservar la privacidad de las personas que puedan salir en ellas.

saludos y salud.
forrest gump. 

Addenda (19 de Julio de 2012, 18:40): A petición de Forrest Gump introduzco aquí esta nota de prensa urgente, para los interesados:

 Nota de prensa:
Todos miran hacia otro lado:
 
La nave de Josep Pla en la que viven más de 300 personas afronta un desalojo anunciado para el próximo lunes 23 de Julio

[ADJUNTAMOS CARTA ENVIADA POR LOS HABITANTES DE LA CASA A LA PROPIEDAD, ASÍ COMO UN COMUNICADO ANTE LAS DECLARACIONES DE FELIP PUIG ANTE LA SITUACIÓN]

En la mañana de ayer, miércoles 18 de Julio, un solo día después de que el Conseller Felip Puig anunciara que “Habrá desalojo antes o después”, varios Mossos d´Esquadra se personaron en la nave de calle Puigcerda nº 127 para comunicar que el desalojo tendrá lugar el próximo lunes 23.

El pasado lunes 16 la jueza de instrucción nº5, quien no ha respetado las garantías de los habitantes de la nave en el proceso penal ya que no les ha tomado declaración ni les ha concedido el oportuno derecho de defensa, otorgó una suspensión de una semana del desalojo a expensas de que los habitantes de la nave pudieran negociar una solución con la propiedad.

Desde ese día, el equipo jurídico que está llevando la defensa de los habitantes de la nave, con el apoyo de numerosas entidades sociales y vecinales, ha desplegado todos los medios para poder emprender una mediación o negociación ante la situación actual. La propietaria de la nave es la empresa Fincas Riana S.L. Dicha empresa pertenece mayoritariamente a la familia Iglesias Baciana, quien asimismo forma parte del Patronato de la Fundación Maite Iglesias Baciana. A pesar de que poseen una fundación que trabaja contra la pobreza y que tiene proyectos en África, los propietarios ni siquiera han querido conceder una reunión a los habitantes de la casa.

Asimismo, como llevan haciendo desde hace años, la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona siguen mirando hacia otro lado ante situaciones de exclusión social generadas por el modelo de Barcelona y de sociedad imperante.

La gota que ha colmado el vaso ha sido el anuncio de Delegación del Gobierno, realizado a través de medios de comunicación, en el que amenazaban con intervenir en el desalojo, abriendo expedientes de expulsión a personas sin papeles y dejando la posibilidad abierta de realizar detenciones y traslados al Centro de Internamiento de Extranjeros de Barcelona.

Ante esta situación, los colectivos abajo firmantes manifestamos que:

1   – Exigimos que las Administraciones Públicas dejen de mirar hacia otro lado, y asuman las situaciones de exclusión social que el modelo social que han impuesto generan.
2.    – Nos parece realmente triste e indignante que personas que dedican su tiempo a proyectos de cooperación, además de a la gestión inmobiliaria, no hayan querido conceder ni una entrevista a las personas que viven en la nave y a sus representantes legales.
3.     – Denunciamos que muy probablemente el próximo lunes se llevará a cabo un desalojo por la vía penal, sin que la Jueza de Intrucción nº5 haya respetado las garantías inherentes a todo proceso penal en un Estado de Derecho. Asimismo, entendemos que tampoco se ha respetado el criterio de muchas Audiencias Provinciales, según las cuales cuando hay un abandono manifiesto de una propiedad, la conducta consistente en darle un uso social no puede ser nunca un delito.
4.     –  Exigimos que las autoridades concedan un plazo mayor a las personas que viven en la nave para que puedan buscarse un sitio donde ir tras quedarse sin el edificio en el que viven y trabajan.
5.     – Exigimos que la Delegación del Gobierno y la Jefatura Provincial de Barcelona se abstengan de aprovechar la situación para realizar una macro-redada bajo criterios de perfil étnico con el objetivo de abrir expedientes de expulsión y trasladar a personas al CIE de Zona Franca.
6.     – Exigimos que cese el racismo social e institucional al que se ven abocadas cotidianamente las personas africanas que viven en la ciudad de Barcelona mientras tratan de sobrevivir recogiendo chatarra, o vendiendo en el top manta, o simplemente mientras caminan por la ciudad.

Asimismo, anunciamos nuestra oposición al anunciado desalojo contra el que emprenderemos movilizaciones en los próximos días. Consideramos que este desalojo no hace sino agravar las circunstancias de exclusión social y de criminalización de un colectivo de personas que forman parte de nuestra ciudad y de nuestros barrios, y al cual apoyamos y admiramos por su capacidad de resistencia ante condiciones tan adversas.

Entidades firmantes (Digánlo rápido – habría que enviarlo como tarde a las 17hs] :
Xarxa de Suport als Assentaments de Poblenou, Assemblea Social de Poblenou, Observatorio del Sistema Penal y los Derechos Humanos de la UB,
 
Personas de contacto:

–      Andrés García Berrio (Abogado, miembro del OSPDH y Ass. Social Poblenou)